Literatura húngara online
Literatura húngara online
Inicio Noticias Agenda Libros Crónicas húngaras Castellano Catalán
Literatura húngara online
Literatura húngara online
Literatura húngara online
Fútbol y letras
László Darvasi

La pregunta
En 2010 una ciudad húngara es Capital Cultural de Europa.
Pécs
Szeged
Gyõr
Respuesta

La lectura del mes
György Spiró

Magyar Szak- és Szépirodalmi Szerzõk és Kiadók Reprográfiai Egyesülete
Edita la Fundación Húngara del Libro
Literatura húngara online
Libros
Yo lo tengo Opinión del lector Recomienda este artículo a tus amigos Versión para imprimir


Azarel

Traducción de Adan Kovacsics

Título original: Azarel
Minúscula • Barcelona, 2005
Lenguas de edición: castellano

Gyuri, el niño que protagoniza esta novela marcadamente autobiográfica, es hijo del rabino reformista de una ciudad que es idéntica en todo a Sopron, lugar de nacimiento de Károly Pap y donde a comienzos del siglo XX vivía una de las comunidades judías más antiguas de Hungría. A diferencia de sus hermanos, Gyuri es educado por su abuelo paterno, Jeremías, un fanático ortodoxo que se prepara para viajar a Jerusalén. De regreso en casa de sus padres, Gyuri se rebela contra la hipocresía que impregna el sentimiento religioso y la relación entre los habitantes de la pequeña ciudad. La descripción magistral que Pap hace del claustrofóbico microcosmos familiar pone de manifiesto, con la misma contundencia, la complejidad de un alma infantil y los claroscuros que caracterizaron el ascenso social y la rápida asimilación de los judíos húngaros.

Críticas
El hijo del rabino

Francisco Solano
El País—Babelia, 16 de julio de 2005

Hijo del rabino reformista de la comunidad judía de Sopron, Károly Pap nació en esta ciudad del noroeste de Hungría en 1897; fue visto por última vez en el campo de concentración de Buchenwald, en 1945. Su familia, con la que había roto años atrás, fue deportada a Auschwitz. Károly Pap participó como oficial voluntario en la Primera Guerra Mundial y simpatizó con el breve régimen comunista de Béla Kun. Hungría intentaba entonces dejar atrás la prolongada Edad Media en que aún estaba sumida; fueron años de terror rojo y blanco, en los que el escritor conoció la cárcel y sobrevivió con todo tipo de trabajos: lavó coches, fue carpintero, se integró en compañías de teatro ambulante. Comenzó escribiendo poemas expresionistas, pero pronto se pasó a la prosa. El tema que caracteriza la obra de Károly Pap es la cuestión judía -húngara, las convulsiones internas entre la vieja ortodoxia, prácticamente fuera de la historia, y la reforma de los llamados “neólogos”, propensos a la asimilación. Una tensión que se produjo en el periodo más agitado de la historia de Hungría. Como el niño protagonista de Azarel, Károly Pap creció en medio de esta refriega; la novela, firmemente autobiográfica, se nutre y fortalece de esa experiencia.

(…)

La precisión con que Károly Pap describe el laberinto emocional del niño, esa extraña lucidez infantil, rebajada en la conclusión a enfermedad, va más allá de la problemática judía, y hoy puede leerse como una fábula magistral sobre las contradicciones derivadas de la asimilación, en cualquiera de sus formas. Hay pocos libros donde el alma infantil se percibe como una presencia asombrosa. Azarel es uno de esos casos excepcionales. Si el lector quiere saber qué murió con él cuando dejó la niñez, en estas páginas hallará una respuesta.


Buscar
¿Sabías que?

ayuda | redacción y contacto | nota legal
Edita la Fundación Húngara del Libro Copyright © LHO, 2007